El Santísimo Niño Jesús del Patrón San Cristóbal del Antiguo Barrio Inca de Qolqampata.

0
933

El Niño Jesús: Es una advocación cristológica católica, que honra al divino niño Jesús en su santa infancia, considerando esta edad de Jesucristo como una maravilla de inocencia y amabilidad.
Su Iconografía: Por sus características iconográficas se trata del niño Jesús en su advocación de salvador del mundo se le representa con la mano derecha en posición de bendecir y con la izquierda sostiene el mundo, con la cabeza ligeramente hacia su izquierda.

En la tradición Cusqueña: Como pasa con todos los santos niños cusqueños (el niño Manuelito, el niño de la espina, el niño doctorcito, el niño de tinta, el niño de ollantaytambo,etc – disculpen si me olvido de alguno- ) es un niñito muy juguetón al cual le gusta-según cuentan los devotos del barrio- escaparse del templo para salir a jugar con los niños de su edad, al día siguiente los encargados de su cuidado lo encuentran con su ropa sucia y zapatitos gastados.
Mi familia tuvo el privilegio de tenerlo en nuestra casa en dos oportunidades cuando hicimos el cargo del patrón san Cristóbal, y su cuidado lo hacia el ecónomo y sacristán de aquellos años que vivía en la calle Vitoque, en cuya fachada existe hasta hoy una pequeña urna con la imagen de san Cristóbal como recuerdo de ese hecho. Fue el quien me conto aquello que muchos cusqueños más antiguos todavía comentan, que el niño original era mucho más pesado y que este desapareció y fue cambiado con el actual porque había la creencia de que en su interior había oro.
Su procesión años atrás, recorría el camino que san Cristóbal transitaba en su camino al corpus Cristi, antes de que se construyera la carretera a saqsayhuaman, bajando la Cuesta Arco Iris y la cuesta del ALMIRANTE y era ahí donde recién se ponía en hombros al niño de san Cristóbal para ingresar a la plaza de armas, hoy este recorrido ha cambiado.

Datos Curiosos: Al niñito lo cargan niños, y si son minuciosos se darán cuenta que ellos como imitación a sus mayores también cargan inclinando el cuerpo hacia un lado como pasa casi con todas las imágenes del templo del barrio incluso con las del viernes santo. El anda del niño es la misma en la que se lleva la corona de espinas del señor del santo sepulcro. Para un niño del barrio cargar este anda sea con el niño o con la corona es un paso simbólico a su pubertad y el momento en que nuestro papá nos dice esa frase “Ya eres grande hijo” y con eso ya ganamos el derecho de cargar la mesa del patrón para corpus, y si aún eras muy pequeño cuando cargaste ese anda y no estabas listo para cargar la mesa de san Cristóbal los mayorcitos te mandaban a cargar la mesa de san Antonio que era más pequeña. Yo cargue esa andita, la mesa de san Antonio, la mesa de san Cristóbal, a san Antonio y un par de veces a san Cristóbal, hoy ese camino simbólico a tu adultez en el barrio de san Cristóbal se esta recuperando y en el proximo Corpus Christi del Cusco, muchos de los niños mas pequeños que hoy cargaron por primera vez el anda del Niñito de San Cristóbal seguramente ya estaran intentando cargar la mesa del patrón San Cristóbal. como mi Hermano y Yo lo hicimos hace tiempo atras.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here